RESOLUCIÓN ONU MORATORIA PENA DE MUERTE

El número de Estados que votan a favor de las resoluciones de la ONU para detener las ejecuciones en todo el mundo sigue creciendo, lo que indica que se está creando un consenso para poner fin a la pena de muerte de una vez por todas, ha declarado hoy Amnistía Internacional. La sesión plenaria de la Asamblea General de la ONU (AGNU) ha aprobado hoy una resolución sobre una moratoria de las ejecuciones con vistas a la plena abolición de la pena de muerte, después de que 123 Estados hayan votado a favor. En 2007, la primera vez que la Asamblea General adoptó una resolución sobre una moratoria de las ejecuciones, sólo 104 Estados votaron a favor.

“Los países que todavía practican la pena de muerte deben tratar esto como una llamada de atención: las ejecuciones patrocinadas por el Estado no tienen cabida en el mundo moderno, ni en ninguna sociedad comprometida con la defensa de los derechos humanos”, ha declarado Rajat Khosla, director general de Investigación, Política y Promoción de Amnistía Internacional.

“Esta resolución nos acerca un paso más a la consagración de la pena de muerte, el máximo castigo cruel, inhumano y degradante, a los libros de historia. Pedimos a los estados que mantienen la pena de muerte que establezcan inmediatamente una moratoria de las ejecuciones, como primer paso para abolir completamente su uso”.

Amnistía Internacional se opone a la pena de muerte en todos los casos sin excepción, independientemente de la naturaleza o circunstancias del delito; de la culpabilidad, inocencia u otras características del individuo; o del método utilizado por el Estado para llevar a cabo la ejecución. 

Aumenta el apoyo
Esta es la octava vez que la Asamblea General de las Naciones Unidas adopta una resolución que pide una moratoria de las ejecuciones, con miras a abolir la pena de muerte, desde 2007. El número de Estados que han votado a favor de estas resoluciones ha aumentado de 104 en 2007 a 121 en 2018 y 123 en 2020.
Las resoluciones de la Asamblea General de las Naciones Unidas tienen un peso moral y político considerable. El examen continuo de las resoluciones sobre esta cuestión ha garantizado que la abolición de la pena de muerte siga siendo una prioridad en materia de derechos humanos para la comunidad internacional.
La última resolución fue propuesta por México y Suiza en nombre de un Grupo de Trabajo Interregional de Estados miembros y copatrocinada por 77 Estados.

    Las ejecuciones patrocinadas por los Estados no tienen cabida en el mundo moderno
    Rajat Khosla, Director Superior de Investigación, Política y Promoción.

Un total de 123 Estados miembros de las Naciones Unidas votaron hoy a favor de la resolución, incluyendo Djibouti, Jordania, Líbano y Corea del Sur, que apoyaron la resolución por primera vez. El Congo (República del), Guinea, Nauru y Filipinas, que se abstuvieron o votaron en contra de la resolución de 2018, también apoyaron hoy el llamamiento, mientras que el Yemen y Zimbabwe pasaron de la oposición a la abstención.
Una minoría de países (38) votó en contra de la propuesta y 24 se abstuvieron en la votación. Algunos Estados que votaron a favor o se abstuvieron en 2018 han votado hoy en contra de la resolución, entre ellos Antigua y Barbuda, Dominica, Libia, Pakistán, Tonga y Uganda. El Níger pasó de votar a favor en 2018 a abstenerse en 2020. 
El análisis de Amnistía Internacional muestra que el uso de la pena de muerte está disminuyendo en todo el mundo. En 2019 el número de ejecuciones confirmadas fue el más bajo registrado en al menos 10 años, y una minoría de países -20- llevó a cabo ejecuciones. En 2019 las ejecuciones disminuyeron un 5% en comparación con 2018, la cuarta reducción interanual consecutiva. 

Sin embargo, algunos países están contrarrestando la tendencia. Arabia Saudita, Irak, Sudán del Sur y Yemen aumentaron significativamente las ejecuciones en 2019 en comparación con 2018; Bahrein y Bangladesh reanudaron las ejecuciones tras una interrupción de un año; y la legislatura de Filipinas propuso proyectos de ley para reintroducir la pena de muerte. El gobierno federal de Estados Unidos inició su primera persecución de ejecuciones después de 17 años, ejecutando a 10 hombres en 2020.  

“Los Estados que siguen condenando a muerte a personas se oponen a las tendencias internacionales, y la votación de hoy demuestra que los días de la pena de muerte están contados”, dijo Rajat Khosla. “Hoy hemos dado un paso más hacia la abolición mundial. Es hora de que todos los estados pongan fin a esta horrible práctica para siempre.”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .